• Feed RSS
2

La pasada semana escribía Eulogio López en su portal Hispanidad (http://tinyurl.com/35owjod) un post en respuesta a Fernando González Urbaneja, presidente de la APM (Asociación de Periodistas de Madrid) en relación a unas desafortunadas o malentendidas declaraciones de este segundo sobre el oficio de periodista. Habría dicho el presidente de la APM durante una conferencia en Pamplona que los periodistas se dividen entre “serenos” y “perturbadores” y que él prefería a los primeros. Defendía López a los segundos frente a los primeros.

Sin entrar en quien tenga o no razón, –al parecer las palabras de González Urbaneja fueron sacadas de su contexto real, referido sólo a un tema en particular– es cierto que una de las asignaturas pendientes de nuestra profesión es todavía el debate sobre el oficio de periodista. ¿Debemos plegarnos a las exigencias de nuestros editores y convertirnos en empresa, como ocurre cada vez con más frecuencia, o por el contrario, debemos continuar fieles al espíritu crítico y de creación de debate que debe tener todo buen periodista, como enseñan en las facultades? Algunas cuestiones personales me hacen pensar que yo pertenezco, sin haberlo elegido nunca, a este segundo grupo, al de los perturbadores. Lo malo o lo bueno, es que –como dice Eulogio López– yo prefiero seguir siendo un perturbador.

Ya escribió Chesterton hace un siglo: “El mal del periodismo no está en los periodistas. No está en los pobres hombres que hacen su trabajo en los niveles inferiores de la profesión, sino en los hombres ricos que están en lo más alto de la profesión e incluso tan alto que no pertenecen a ella. El problema de la prensa es el trust de la Prensa, del mismo modo que había un problema con el trust del trigo, dicho esto sin intención alguna de vilipendiar a quienes cultivan trigo. En la plutocracia americana, no la prensa americana”. Si lo aplicamos al caso español, el autor de “Los relatos del padre Brown” no podría haberlo reflejado mejor.

2
Hoy quiero dejar aquí un enlace sobre una interesante reflexión en vídeo de Jean Ortiz, destacado intelectual y profesor francés en la Universidad de Pau, acerca de los problemas (http://www.dailymotion.com/video/xdg83c_le-juge-garzon-l-anti-franquisme_news) que tiene el juez Garzón. Está en francés, pero con un pequeño esfuerzo se entiende muy bien. Si encuentro una traducción al español os la haré llegar. Ortiz aporta una visión europeísta del tema y explica desde un punto de vista político y moral lo que significa para nuestros vecinos franceses todo el proceso a Garzón, que ven con una mezcla de asombro y perplejidad.
1

Estábamos esperando su llegada con una mezcla de entusiasmo y temor. Lo primero por saber qué ocurrirá en el futuro, ¿seremos capaces de adaptarnos a los tiempos modernos? y lo segundo por ver qué críticas recibe. En cualquier caso hoy ha nacido la nueva web de la revista interviú en la que trabajo desde hace 18 años y de la que me siento orgulloso, no por un sentimiento de propiedad sino de pertenencia a un equipo de personas y a un lugar en el que intentamos que cada día salgan las cosas lo mejor posible. Estamos de enhorabuena.